¿Ejercicios en la Caminadora Para Bajar la Panza? ¿Reduce la Grasa Abdominal?

🕑 7/01/2020

Evaluando todos los equipos disponibles en un gimnasio, puede ser difícil evaluar cuál es la mejor manera para adelgazar, y creer que un equipo tan simple puede ser tan funcional, pero la caminadora reduce la grasa abdominal, sí, y eso es lo que verás con más detalles a continuación.

El adelgazamiento no es algo que sucede de la noche a la mañana. De hecho, hay dos factores que determinan que la pérdida de peso ocurra: dieta equilibrada y ejercicio físico. Alimentarte bien es esencialmente importante para vivir bien y adelgazar, por eso que cualquier dieta debe tener en cuenta ciertos alimentos que equilibran la ingesta calórica y la absorción de nutrientes, al mismo tiempo que estas calorías ingeridas se gastan en actividades físicas.

La práctica de actividades fortalece los huesos, mejora la condición física, promueve el gasto de energía y, en consecuencia, la quema de grasa en el cuerpo. Pero, ¿sabes cuál es la mejor manera de eliminar tejido adiposo del abdomen? Una de las mayores quejas de las personas es la acumulación de grasa abdominal y uno de los mayores desafíos puede ser descubrir la forma más efectiva de eliminar estos depósitos de tejido adiposo.

Así, se sabe que hay innumerables ejercicios y deportes que se pueden practicar, pero la duda es precisamente acerca de cuál es la mejor opción para reducir la grasa abdominal. Los profesionales de educación física son unánimes al decir que entre las mejores opciones es correr/caminar en la caminadora.

¿Hacer ejercicios en la caminadora baja la panza?

Practicar caminatas y correr, sea al aire libre o en una caminadora, es una de las mejores maneras de gastar calorías con salud. Se trata de un ejercicio aeróbico y que depende del consumo de oxígeno para desarrollarse correctamente.

Si se realiza de manera correcta y continua, el ejercicio en la caminadora es un desencadenante rápido para que pierdas grasa abdominal. Además, la caminadora también ayuda en la salud del corazón, ya que mejora su resistencia y la circulación sanguínea. Así, caminar/correr es excelente para el cuerpo en general y la mente.

Sin embargo, la diferencia de una caminadora es que se puede tener un mayor control de tu actividad, ya que puedes determinar la velocidad, el tiempo, la distancia, las calorías e incluso los latidos del corazón. Lo correcto es, si eres un principiante, empezar lentamente hasta que mejores tu condición física. Empieza con caminatas ligeras hasta obtener un ritmo de entrenamiento más rápido e intenso. Es posible que al principio no sientas grandes resultados, pero al aumentar tu ritmo o el tiempo de entrenamiento, verás resultados muy satisfactorios. Comprueba aquí 5 consejos de entrenamiento de HIIT en la caminadora para bajar la panza.

Tiempo en la caminadora

Como se mencionó, el tiempo en la caminadora puede variar de persona a persona y depende de algunos factores específicos. Los principiantes deben empezar lentamente con caminatas de 15 minutos tres veces a la semana, y después de unos días y después de que el cuerpo se acostumbre, el tiempo en la caminadora se puede aumentar para 30 minutos en cinco días a la semana.

Si prefieres ir al gimnasio con menos frecuencia, puedes duplicar ese tiempo al día y reducir tus idas, o puedes optar por entrenamientos más rápidos al estilo HIIT (entrenamientos interválicos de alta intensidad). Esto es sólo una cuestión de adaptación a tus necesidades y elecciones.

El punto es que no puedes estar sin hacer ejercicio por mucho tiempo. Interrumpir o romper la rutina que formulaste puede arruinar todo. Por eso, más que caminar en la caminadora, es necesario disciplina para no empezar a inventar excusas y faltar en los días predeterminados. Muchas personas se preocupan por el tiempo, pensando que más tiempo significa más resultados, pero eso no necesariamente sucede en la práctica.

H.I.T

¿Ya oíste hablar en High Intensive Training (Entrenamiento de Alta Intensidad)? Se trata de una nueva tendencia fitness desarrollada por Arthur Jones y mejorada por Mike Mentzer, uno de los fisicoculturistas más conocidos de la historia. En teoría (y en la práctica) la intensidad es inversamente proporcional al volumen, es decir, se refiere al grado de dificultad del ejercicio, mientras que el volumen se refiere al número de repeticiones.

Así, el HIT tiene como objetivo un entrenamiento duro, infrecuente y breve. Por lo tanto, se debe realizar con la mayor intensidad posible, en un corto período de tiempo y no más de tres veces a la semana. Por eso, es mucho mejor ejercitarte en la caminadora a un ritmo más pesado en menos tiempo para obtener ganancias más rápidas que menos caminatas durante períodos de tiempo más largos. Ve cómo funciona el entrenamiento interválico para adelgazar.

Postura correcta

Ok, hacer ejercicios en la caminadora reduce la grasa abdominal, pero no es suficiente caminar o correr en la caminadora y pensar que está todo bien. Si no mantienes una postura correcta y adecuada, puedes no sólo continuar con la grasa abdominal no deseada, como también puedes sentir algún dolor o lesión.

Cuando estás en la caminadora, observa tu postura y movimientos. La cabeza debe estar alineada con la columna, manteniendo el mentón paralelo a la caminadora para evitar dolores en el cuello. Los hombros deben estar hacia atrás para que no tensen la musculatura. Los brazos deben seguir el movimiento del cuerpo manteniendo los codos flexionados a 90 grados. El abdomen se debe contraer mientras caminas, para trabajar los músculos del abdomen y mejorar la postura.

Para caminar, pisa primero el talón y después el resto del pie, y el tamaño del paso no debe ser demasiado corto ni demasiado largo – si es difícil saber si el tamaño de tu paso está correcto, pide ayuda al profesional del gimnasio. Para beneficiarte al máximo y optimizar el entrenamiento en la caminadora, puedes preferir los equipos de simulación de ascenso para que también puedas trabajar las piernas y glúteos.

Consejos generales

Durante las caminatas y carreras en la caminadora, es interesante llevar una botella de agua para que la hidratación se realice de manera constante y abundante durante las actividades. También es bueno llevar una toalla o pañuelo para secar el sudor durante el ejercicio y no estorbar el área de la visión. Siempre se debe tener cuidado con la postura para no estar curvado, manteniéndote siempre estirado, con los brazos flexionados, los hombros hacia atrás, sin forzar los pies contra el suelo.

Vale la pena la orientación de un profesor durante las actividades para que puedas hacer todo correctamente. Sin lugar a dudas, es bueno hacer ejercicios en la caminadora para bajar la panza, pero debes seguir estos consejos básicos para tener éxito por completo.

Para intensificar tu entrenamiento, puedes intercalar la caminata con carreras o mientras haces musculación, utilizar el tiempo de descanso entre un equipo y otro para correr en la caminadora. Además, otro consejo muy interesante para los que desean reducir la grasa abdominal en la caminadora es empezar los entrenamientos con la musculación, así, las reservas de glucógeno se gastan en la musculación en los primeros 20 minutos. Entonces, al ir a la caminadora enseguida, el cuerpo utilizará la grasa como energía para gastar en el entrenamiento, haciendo que reduzcas la grasa abdominal de manera más eficiente.

Ya imaginabas que hacer ejercicios en la caminadora baja la panza, ¿verdad? ¿Tienes la costumbre de practicar esta actividad con frecuencia? ¿Cómo organizas tu entrenamiento en la caminadora? ¡Comenta a continuación!

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Deja un comentario