¿El Edulcorante Xilitol Hace Daño? ¿Qué es?

Con sólo 9 gramos por cucharadita, el edulcorante xilitol es aproximadamente 40% menos calórico que el azúcar, uno de los grandes villanos de las dietas de adelgazamiento.

Si a primera vista la diferencia parece relativamente pequeña, sólo son necesarios unos pocos días de consumo de xilitol para dejar de ingerir cientos de calorías que se consumirían más, sólo debido al uso de azúcar en el menú.

Pero, ¿será que eso significa que puedes utilizar el xilitol a gusto y abandonar el azúcar de una vez por todas? ¿O será que el edulcorante xilitol hace daño a la salud y debe evitarse?

Cómo se descubrió el xilitol

El xilitol empezó a utilizarse comercialmente hace más de siete décadas, cuando Finlandia sufrió una gran escasez de azúcar como resultado de la Segunda Guerra Mundial.

Investigadores buscaban una alternativa al azúcar y fueron capaces de estabilizar el xilitol de los vegetales para que la sustancia pudiera utilizarse en varios tipos de alimentos.

¿Qué es exactamente el xilitol?

El xilitol no es más que una sustancia clasificada como un alcohol de azúcar, derivado de la xilosa, un monosacárido que se puede encontrar naturalmente en muchas de las frutas y legumbres que consumimos a diario. Para fines comerciales, el xilitol suele extraerse del maíz o de la cáscara de abedul.

Aunque los fabricantes afirmen que el edulcorante xilitol es natural, el producto que llega a la mesa de los brasileños pasa por una serie de procesos químicos, de forma que lo que realmente sale del envase no es idéntico a la xilosa presente en los vegetales.

A través de muchas etapas que involucran el uso de carbón activado, óxido de calcio (cal), ácido fosfórico e incluso ácido sulfúrico, el xilitol se convierte en una sustancia blanca en polvo de sabor dulce.

Este producto final es ligeramente (aproximadamente 5%) menos dulce que el azúcar, pero contiene 60% menos calorías que el otro, derivado de la caña de azúcar (sí, el xilitol también se puede obtener de la caña de azúcar).

Calorías del xilitol

Cada gramo del edulcorante contiene 2,4 calorías. La misma cantidad de azúcar proporciona 4 calorías.

Así como el azúcar, el xilitol es rico en calorías vacías, es decir, sin valor nutricional, ya que ambos no proporcionan cantidades significativas de proteínas, vitaminas o minerales.

¿Por qué utilizar el xilitol?

Muchas organizaciones de salud promueven el uso del xilitol como una alternativa más saludable al azúcar porque, además de ser menos calórico, el derivado de la xilosa también tiene un menor impacto en la glucemia sanguínea.

Prácticamente todos los alimentos que consumimos causan variación en los índices de glucosa – pero algunos, como el azúcar, son aún más impactantes. Cuanto mayor el efecto de un determinado alimento sobre los niveles de azúcar, mayor será su índice glucémico.

Mientras que el índice glucémico del azúcar está cerca de 70, el xilitol es de sólo 7. Esto significa que el edulcorante tiene poco impacto en la glucemia y no causa tanto «daño» como el azúcar.

Además de reducir los riesgos de diabetes, esta propiedad del xilitol también estaría relacionada con una menor incidencia de caries dentales. Por este motivo, el edulcorante se puede encontrar en gomas de mascar, caramelos de valor energético reducido, productos volcados a personas con diabetes y para higiene bucal.

Beneficios del xilitol

Aunque se han estudiado sólo en animales, algunos de los beneficios del xilitol indican que el edulcorante puede ser una alternativa al azúcar en la prevención del síndrome metabólico.

Ve lo que dicen acerca del tema dos artículos científicos publicados hace unos años en revistas científicas internacionales:

– Estudio 1:

Publicada en Annals of Nutrition and Metabolism, la investigación desarrolladla en la Universidad de Kwazulu-Natal en Sudáfrica demostró que el uso de xilitol fue responsable de una reducción en el peso y la concentración de insulina y glucosa en la sangre de ratas de seis semanas de vida.

– Estudio 2:

Investigadores japoneses analizaron parámetros fisiológicos de ratas que habían sido alimentadas con xilitol durante ocho semanas y observaron que los animales presentaron una reducción en la grasa visceral y también en la concentración de insulina en la sangre.

En comparación con el grupo control que no recibió el edulcorante, los animales tratados con xilitol presentaron también un aumento en los genes relacionados con la oxidación de las grasas. Para los autores del estudio, esto significa que el xilitol se puede utilizar para prevenir la obesidad y reducir la incidencia de otros factores asociados con el síndrome metabólico.

Efectos Secundarios

Bueno, acabamos de ver que el edulcorante se puede utilizar en el control de la glucemia y también en el combate a la obesidad, pero ¿cuáles son los posibles efectos secundarios de la sustancia? ¿Será que el edulcorante xilitol hace daño bajo alguna circunstancia?

Lo que hace el xilitol una alternativa más «atractiva» al azúcar es exactamente su valor energético reducido, que puede explicarse por el hecho de que el organismo no es totalmente capaz de metabolizar el edulcorante.

Como resultado, el xilitol permanece prácticamente inalterado por el sistema digestivo, a menudo reaccionando con otros alimentos presentes en el camino. El resultado es la fermentación de la masa alimentaria, que tiene como efecto secundario la formación de gases.

Por esta razón, muchas personas pueden presentar distensión abdominal, náuseas e incluso diarrea después de consumir alimentos endulzados con xilitol. Algunas personas parecen tener una mayor tolerancia a la sustancia, de manera que sólo una gran concentración del producto puede provocar incomodidades gástricas.

Sin embargo, muchos pueden sufrir los efectos secundarios del xilitol, incluso después de ingerir una pequeña cantidad (como una goma de mascar) del edulcorante.

Pero, ¿el edulcorante xilitol hace daño?

No, no es posible decir que el edulcorante xilitol hace daño a la salud. Además de ser aprobado por ANVISA, el xilitol también se considera seguro por la FDA, la poderosa agencia reguladora de Estados Unidos, y otras instituciones como el European Union’s Scientific Committee for Food y la Organización Mundial de la Salud.

Estudios analizando los efectos del edulcorante sobre la salud a largo plazo han demostrado que el xilitol se puede utilizar sin mayores preocupaciones.

En uno de estos estudios, los participantes consumieron un promedio de 1,5 kilos del edulcorante al mes (con un límite diario de 430 gramos) durante dos años y no presentaron problemas de salud.

Aunque las investigaciones indiquen que las dosis de hasta 50-60 gramos de xilitol no causan daños a la salud, no hay una cantidad exacta que se pueda utilizar sin causar incomodidades gástricas a todas las personas.

En general, el xilitol se puede consumir en caramelos, gelatinas, gomas de mascar y otros productos diet, pero lo ideal es que no se utilice en grandes cantidades, como por ejemplo, en la preparación de recetas.

Si nunca utilizaste el edulcorante antes, empieza con pequeñas concentraciones y aumenta gradualmente. Interrumpe el uso si presentas alguno de los efectos secundarios mencionados anteriormente.

¿Los diabéticos pueden usar el xilitol?

Aunque contenga menos calorías que el azúcar, el edulcorante no tiene efecto nulo en la glucemia – es decir, el xilitol puede causar un pequeño impacto en los índices de glucosa en la circulación.

Esto significa que los diabéticos deben usar el edulcorante con moderación y bajo supervisión médica, siempre atentos a las mediciones de glucemia para evitar oscilaciones repentinas.

¿El xilitol adelgaza?

El consumo de xilitol no promueve la pérdida de peso, pero si se utiliza en pequeñas cantidades, siempre en sustitución al azúcar, el edulcorante puede ser un coadyuvante del proceso de adelgazamiento.

A diferencia de edulcorantes como la sacarina y el ciclamato, el xilitol contiene calorías y no se debe consumir a gusto, con el riesgo de obtener un efecto contrario – sí, el xilitol engorda si se consume en exceso.

El secreto es contar las calorías del edulcorante y recordar que para adelgazar es necesario llegar al final del día con un déficit de calorías. Es decir, con o sin edulcorante, para eliminar los kilos extras es necesario consumir menos calorías que el metabolismo necesita para sus funciones.

Animales

A pesar de considerarse seguro para el consumo humano, el xilitol puede ser altamente tóxico para los animales – especialmente los perros.

A diferencia de lo que ocurre con los seres humanos, el xilitol estimula la liberación de insulina por el páncreas, de manera que poco después (10-60 minutos) del consumo del edulcorante, el animal puede tener una crisis de hipoglucemia.

Referencias adicionales:

¿Creías que el edulcorante xilitol hace daño a la salud? ¿Ya intentaste usarlo en sustitución al azúcar en tu día a día? ¡Comenta a continuación!

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Revisión General por Dra. Patricia Leite

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*